La cirugía de aumento de pecho es una opción que muchas mujeres consideran para mejorar su apariencia y autoestima. En ocasiones, en consulta, surge la pregunta sobre si hay un límite de edad para someterse a este procedimiento.

En este artículo vamos a explorar los aspectos clave relacionados con la edad, el estado físico de la paciente y los posibles riesgos asociados con el aumento de pecho.

Edad y aumento de pecho: ¿Existe un límite de edad?

La edad es un factor determinante a la hora de considerar un aumento de pecho. La recomendación habitual es esperar hasta que la paciente haya alcanzado la madurez física completa, lo cual generalmente ocurre alrededor de los 18 años. Esto asegura que el cuerpo esté completamente desarrollado y listo para el procedimiento. Sin embargo, cada caso es único, y la evaluación de la idoneidad para la cirugía se realiza siempre de manera individualizada, por ello, en algunos casos, se recomienda esperar hasta los 22 años.

Edad recomendada para cirugía de aumento de pecho

Edad recomendada para cirugía de aumento de pecho

En esta evaluación se considera la salud general de la paciente, sus expectativas realistas, y si está emocionalmente preparada para someterse a la intervención. En algunos casos, se pueden realizar cirugías de aumento de pecho en mujeres más jóvenes si hay razones médicas específicas, como malformaciones congénitas o desarrollo mamario asimétrico, también conocido como asimetría mamaria.

Factores a tener en cuenta antes de una operación de pecho

Es esencial discutir tus objetivos y preocupaciones con un cirujano plástico experimentado, quien te proporcionará orientación personalizada y te ayudará a tomar la mejor decisión para tu caso particular. Además, es importante recordar que la cirugía de aumento de pecho no solo tiene en cuenta la edad, sino también otros factores importantes como la salud física y mental de la paciente. Estas son algunas de ellas:

  • Buena salud general: Es importante que la paciente esté en buen estado de salud general antes de someterse a la cirugía. Se evalúan además condiciones médicas preexistentes que podrían aumentar el riesgo de complicaciones.
  • Estabilidad emocional: La cirugía plástica, incluido el aumento de senos, puede tener un impacto emocional. Es fundamental que la paciente esté emocionalmente estable y tenga expectativas realistas sobre los resultados.
  • No estar embarazada o amamantando: Por lo general, se recomienda que las mujeres esperen hasta después del embarazo y la lactancia para someterse a un aumento de senos, ya que estos eventos pueden afectar la forma y el tamaño de los mismos.
  • Evaluación mamaria: Se llevará a cabo una evaluación de la salud mamaria para asegurarse de que no haya afecciones preexistentes que puedan complicar el procedimiento.
  • Estabilidad de peso: Se recomienda que la paciente tenga un peso estable antes de la cirugía, ya que las fluctuaciones significativas en el mismo pueden afectar los resultados a largo plazo.
  • Compromiso con el cuidado postoperatorio: El aumento de pecho requiere un período de recuperación y cuidado postoperatorio. La paciente debe estar dispuesta y ser capaz de seguir las instrucciones del cirujano para garantizar una recuperación exitosa.

Edad máxima para someterse a un aumento de pecho

No hay una edad máxima establecida para someterse a un aumento de mamas, ya que la idoneidad para la cirugía se evalúa de manera individualizada, teniendo en cuenta los factores antes descritos. Sin embargo, a medida que las personas envejecen, pueden surgir consideraciones adicionales en términos de la salud general y la capacidad de recuperación del paciente y, evidentemente, hay que tenerlo muy en cuenta.

Si estás considerando un aumento de pecho en una etapa de la vida más avanzada, es fundamental discutirlo con un cirujano plástico experimentado. La Dra. Verónica Izquierdo podrá brindarte orientación específica, responder a tus preguntas y ayudarte a tomar una decisión informada basada en tu situación individual. La comunicación abierta y honesta con tu cirujano es clave para lograr resultados satisfactorios, pero, sobre todo, seguros.

Edad minima aumento de pecho

Edad mínima para un aumento de pecho

Te puede interesar: ¿Cómo se puede corregir la asimetría mamaria?

Preguntas frecuentes sobre los factores que influyen en una operación de aumento de pecho

¿Qué pasa si me opero los senos a los 16 años?

La cirugía de aumento de pecho generalmente se recomienda después de que una mujer haya completado su desarrollo físico, alrededor de los 18 años o más. Esto asegura resultados más predecibles y reduce el riesgo de intervenciones adicionales en el futuro. Pero, como hemos comentado anteriormente, hay casos específicos que pueden evaluarse en pacientes menores de edad.

 ¿Cuántos años dura un aumento de pechos?

La duración de los resultados de un aumento de pecho puede variar según diversos factores, como el tipo de implantes y cómo evoluciona el cuerpo con el tiempo. En ese sentido, utilizar implantes mamarios de alta gama disminuye el riesgo de encapsulamiento y rotación. Las citas de seguimiento son muy importantes para asegurar que los buenos resultados duren por más tiempo.

¿Cuál es el precio medio del aumento de pecho?

El coste de un aumento de pecho puede variar según diferentes factores: si el aumento se realiza con prótesis o con la propia grasa de la paciente, si además del aumento hay que realizar intervenciones asociadas tales como corrección de asimetría o mama tuberosa, o la elevación de la mama. Además, es importante considerar que el precio incluye no solo el procedimiento en sí, sino también los exámenes preoperatorios, la asesoría del cirujano y el seguimiento postoperatorio. Puedes consultarnos sin compromiso sobre tu caso concreto.

¿Cuáles son los riesgos asociados con el aumento de pecho?

Como con cualquier intervención quirúrgica, el aumento de pecho conlleva ciertos riesgos. Estos pueden incluir infecciones, complicaciones relacionadas con la anestesia, cambios en la sensibilidad mamaria y la posibilidad de necesitar futuras cirugías de revisión. Es crucial discutir estos riesgos con el cirujano y seguir sus recomendaciones para minimizar posibles complicaciones.

 

Recuerda que la mejor manera de obtener información personalizada para tu caso es programar una consulta valorativa gratuita con la Dra. Verónica Izquierdo. Todo nuestro equipo está comprometido con tu bienestar y disponibles para responder a todas tus preguntas. Si deseas obtener más información, no dudes en contactarnos.

Redactado y revisado por: Equipo Dra. Verónica Izquierdo Actualización: 10/01/2024 Especialista en Cirugía estética

Call Now Button